PROGRAMA CONTRAINFORMATIVO SEMANAL. RADIO MAI 102.8 FM ZARAGOZA. JUEVES 21:00H.

viernes, 19 de enero de 2007

aqui estoy

hola camaradas, aquí estoy de nuevo, vamos a responder brevemente a la gran (por lo del tamaño de lo escrito, más que nada) aportación del rafa al blog del virus. Bonito panfleto, muy políticamente correcto, muy anti PP, y por supuesto reivindicador de la paz. Sería muy largo hablar de la violencia y el uso que la especie humana ha hecho de ella a lo largo de la Hª, si queréis podemos debatir sobre ello en otro momento, pero por centrarnos un poco querría abordar el tema de las responsabilidades en el manido atentado de la T-4. No creo ser sospechoso de no ser antiPP, pero considero más importante fijarse actualmente en lo que hace el PSOE que en lo que hace el PP, simplemente por el pequeño detalle de que es el PSOE el que está en el poder, y el que tiene capacidad de decisión, tanto en el "proceso de paz" como en otros temas.
Antes de nada decir que la responsabilidad máxima del atentado es de ETA, de quién pone la bomba, que quede claro, y todas las responsabilidades penales deben ir hacia ellos. Pero también hay responsabilidades políticas y aquí ETA, aún siendo el protagonista principal, a mi juicio no es el único responsable. En mi opinión el gobierno tiene su culpa de que esto haya acabado como acabó, al no hacer absolutamente nada por acercarse a la otra parte del conflicto. Parecía que Zapatero esperaba simplemente que ETA un día dejara las armas porque sí, gratis. La inanición no ha funcionado, como no lo ha hecho el jactarse de que no se dan pasos.
Por lo mismo también tienen su responsabilidad la izquierda abertxale, es decir Otegui y los suyos, por pensar que tampoco hacía falta hacer nada, que Zapatero estaba desesperado por firmar un acuerdo para pasar a la Historia como el gran pacificador, con todos los réditos electorales que Zapatero cree que ello conllevaría. Como se suele decir, uno por otro la casa sin barrer.
Estos son los actores de la película y estos son, creo yo, los responsables del final que ha tenido. Más que la actitud del PP, que aunque nos llame más la atención por lo grotesco y escandaloso de su discurso, no nos olvidemos están en la oposición.
Para finalizar, felicitar al Rafa por ese final tan noño que eligió para su primer artículo, animarle que siga por ahí si lo que quiere es entrar en la órbita Polanco.

1 comentario:

Rafa dijo...

QUÉ MORDAZ ES NUESTRO JOS...
Efectivamente empleé un registro típico del grupo Prisa, ñoño y paciflores, con la intención de generar debate y desconcierto en nuestra audiencia, que sabe perfectamente que nuestro estilo en la radio poco tiene que ver con el estilo bienintencionado y demagogo de Prisa, para provocar alguna réplica cachonda como la de nuestro amiguete José Luis (en adelante JL).
Pero JL, lo que tú planteas es OTRO TEMA que no es el del escrito... no hablaba de la T-4 ni del fin del proceso, sino de la actitud política del partido que tiene 10 millones de votantes en su momento más bajo de credibilidad.
Suscribo cada cosa que dices, pero entiendo que el tema del que yo hablaba es de la preocupación que debería generar en cualquiera la constatación de que 32 años después de muerto el dictador, su visión de lo que debe ser España y de cómo debe ser dirigida, está más fresca que nunca, y que esto va a impedir, siempre, alcanzar la paz. La supervivencia del discurso de vencedores y vencidos y la renuncia a l diálogo como camino para la paz, una visión que incluso afecta a una parte sustancial del PSOE (Ibarra y Bono arrastran un gran carisma y seguidores en el PSOE) debería alertarnos, y es la confirmación de que eso que algunos llaman "franquismo sociológico" es una triste realidad que lastra la salud de nuestras libertades. A mí al menos, me preocupa.
Y UNA ACLARACIÓN: cuando decía en el artículo que todos sabremos quienes han sido los vencidos, me refería a todos los que niegan la fuerza de la razón, en el estado español y en el País Vasco, no me refería a lo que se suele entender exclusivamente como "violentos", es decir, los abertzales.
SALUD Y REPÚBLICA!